Meditación para la Fertilidad

Team Peanut
Team Peanutel mes pasado6 min de lectura

Los beneficios de la meditación se conocen desde hace siglos, desde reducir la presión arterial hasta reducir el estrés, pero ¿qué pasa con la meditación para la fertilidad?

Si tienes dificultades para concebir, puedes beneficiarte de una meditación guiada para la fertilidad.

Meditación para la Fertilidad

En este articulo 📝

  • Comprendiendo la meditación: ¿cómo funciona?
  • ¿La meditación aumenta la fertilidad?
  • ¿Cómo puedo aumentar mi fertilidad para quedar embarazada?
  • Sobre todo, sé paciente.
  • Encuentra tu flujo con otras mamás en Peanut

Comprendiendo la meditación: ¿cómo funciona?

La meditación es una práctica antigua que se utilizó originalmente para ayudarnos a encontrar una conexión más profunda con nuestra espiritualidad.











Hoy en día, muchos occidentales practican la meditación para aliviar el estrés y la ansiedad, desconectarse del mundo y centrarse en lo que importa.

Como cualquier habilidad, la meditación debe aprenderse.

No hay aciertos ni errores, pero puedes mejorar tus meditaciones con el tiempo.

El concepto es simple: sentarse en silencio sin distracciones y despejar la mente.

Esto en sí mismo es bastante extraño para muchas personas, ya que a menudo sufrimos a causa de miles de pensamientos acelerados por minuto.

Aquí es donde entra en juego el “mindfulness”, o atención plena.

La atención plena es simplemente la práctica de estar en el momento, sin fijarse en el pasado ni preocuparse por el futuro.

La atención plena nos permite apreciar dónde estamos, qué estamos haciendo y qué sucede a nuestro alrededor en este momento.

Nos invita a utilizar muchos sentidos a la vez, por ejemplo:

  • Sentadas en silencio, podemos escuchar el canto de los pájaros.
  • Podemos notar lo que está frente a nosotras, o cerrar los ojos y visualizar una imagen tranquila en nuestras cabezas.
  • Podemos apreciar los olores que nos rodean, desde la hierba mojada hasta el pan horneado.
  • Podemos sentir las yemas de los dedos o controlar nuestra respiración y comprender mejor nuestra postura.

En este estado, no nos estamos preocupando por ningún otro momento que el presente. Esto puede ayudar a aliviar el estrés.

Entendiendo los “chakras”

Si estás probando la meditación para la concepción, es posible que te encuentres con el término “chakra”.

Este es un término sánscrito que significa “rueda” y se refiere a los centros de energía del cuerpo.

Cada chakra se corresponde con un centro nervioso u órgano en particular.

Si bien hay 114 en total, tendemos a centrarnos en los siete chakras principales durante la meditación.

¿Qué chakra está relacionado con la fertilidad?

Los siete chakras principales son:

  1. Corona (parte superior de la cabeza)
  2. Tercer ojo (entre los ojos)
  3. Garganta
  4. Corazón
  5. Plexo solar
  6. Sacro (barriga)
  7. Raíz (base del ombligo)

El chakra sacro está relacionado con nuestra fertilidad, creatividad y sensualidad.

Si este chakra está “bloqueado”, puede que notes efectos físicos o emocionales.

El objetivo de la meditación es desbloquear estos chakras, liberándote del estrés y permitiendo que tu cuerpo florezca, incluida la concepción de un hijo.

¿La meditación aumenta la fertilidad?

La razón por la que muchos hombres y mujeres recurren a la meditación para potenciar su fertilidad es porque reduce el estrés.

Los efectos del estrés pueden dañar todo el cuerpo, incluida la calidad del esperma y los ciclos menstruales.

Al meditar, podemos reducir nuestros niveles de cortisol, la hormona del estrés, lo que ayuda a restablecer el equilibrio y permite que nuestro cuerpo se cure por sí mismo.

Si bien esto puede ayudarnos a mejorar nuestro bienestar en general, también hay ciencia que lo respalda:

  • La meditación ayuda a liberar la hormona DHEA, una hormona sexual producida por las glándulas suprarrenales que prolonga la vida de los óvulos en las mujeres.
  • La meditación también ayuda a liberar oxitocina, comúnmente considerada la “hormona del amor”, lo que ayuda a las parejas a vincularse y concebir de forma natural.

¿Cómo puedo aumentar mi fertilidad para quedar embarazada?

Hay muchas técnicas de meditación para fomentar tu capacidad de concebir de forma natural.

Técnicas de mindfulness o atención plena para la fertilidad

Puedes practicar la atención plena para mejorar tu fertilidad, sentarte quieto y tomar nota de cada proceso en tu cuerpo mientras destierras los pensamientos negativos.

Esto es ideal para reducir el estrés y reequilibrar esos chakras bloqueados u hormonas negativas.

Visualizaciones para la fertilidad

Si crees en la ley de la atracción, quizás quieras probar las visualizaciones.

Imaginarte embarazada o sosteniendo a un niño puede ayudarte a manifestar lo que deseas que exista.

Mantras para la fertilidad

Además de las visualizaciones, los mantras pueden ayudarte a tener un estado de ánimo positivo para la concepción.

En lugar de “querer” al bebé, intenta “dar la bienvenida” al bebé, usando palabras clave como “fertilidad” mientras te dices a ti misma que esto es lo que tendrás.

¿El yoga de fertilidad ayuda a quedar embarazada?

Mientras que la meditación anima a quedarse quieto, también puedes usar los flujos de yoga para desbloquear los chakras.

En particular, para liberar un chakra sacro bloqueado, debes considerar posturas como la postura del puente, la postura de la paloma o la postura del lagarto.

Acuéstate boca arriba con las rodillas dobladas, separadas al ancho de las caderas y levanta las caderas hacia el techo. Aprieta los glúteos y mantén el peso en la mitad superior del cuerpo.

Ponte en cuatro patas y lleva la rodilla derecha hacia la muñeca derecha. Baja suavemente la pierna hasta el suelo en un ángulo de 90° y junta las caderas.

Colócate en una posición de estocada y luego coloca la pierna trasera plana en el piso.

Acerca la rodilla delantera doblada a tu hombro, de modo de tener el pie conectado a tierra con una rodilla doblada, mientras que la otra está apoyada en el piso.

Las tres ayudan a fortalecer tu piso pélvico y abren tus caderas, liberando energía positiva a tus órganos reproductivos.

Si eres nueva en cualquiera de estas técnicas, puedes probar una aplicación de meditación de fertilidad como Expectful o Headspace.

También puede ser conveniente que integres esto con una aplicación de seguimiento de períodos para comprender mejor tu ciclo.

Sobre todo, sé paciente.

Recuerda, al contrario de lo que puedes ver en las telenovelas, ¡no es tan fácil concebir un hijo! Incluso las parejas más jóvenes pueden esperar hasta un año antes de quedar embarazadas.

Lo importante es que no te estreses demasiado y dejes que la naturaleza siga su curso.

Encuentra tu flujo con otras mamás en Peanut

Todas tenemos nuestras propias historias de concepción y embarazo, ¡que es lo que nos hace únicas!

Si estás tratando de tener un bebé, la aplicación Peanut puede ayudarte a conectarte con otras mamás que están pasando por las mismas experiencias que tú.

Haz amigas y aprende más sobre ti misma en una aplicación fácil de usar. Regístrate para comenzar hoy mismo.

Popular en el blog
Es tendencia en la comunidad